Blog Fidelizador

Optimiza tu estrategia de Marketing

Remarketing

¿Por qué necesitas del Web Tracking para hacer Remarketing vía email?

Las altas pérdidas de visitantes, suscriptores o clientes, son habituales cuando no se adoptan medidas inteligentes para disminuirlas. Lo mismo ocurre al ejecutar acciones invasivas que, además, carecen de una mirada estratégica beneficiosa para los destinatarios. Por esa razón, hay que invertir en establecer conexiones adecuadas, tarea donde el Remarketing es muy efectivo.

Pero para sacar el máximo partido a esta herramienta e incrementar las oportunidades de éxito, hay otra función que ejercerá como excelente complemento: el Web Tracking. Mediante él, ganarás un poderoso aliado para llegar a usuarios específicos, con las ofertas de productos o servicios que se ajusten a sus perfiles. ¿El resultado? Será mucho más sencillo desarrollar campañas de Email Marketing que involucren al suscriptor con tu marca.

Ahora, profundicemos en las principales razones para recurrir al seguimiento web, por supuesto, resguardando la privacidad de los contactos y siendo extremadamente responsables en el tratamiento de esos datos.

1. Permite estructurar una database granular

Cuando se hace un análisis e interpretación de los datos, para obtener la información que permitirá tomar decisiones; la calidad de éstos es imprescindible. Y la granularidad ayuda con esa condición, al aportar un nivel más detallado de lo que sucedió o está ocurriendo a partir de tus campañas.

Es decir, con un seguimiento avanzado puedes saber, por ejemplo, que 100 usuarios abrieron tu campaña la semana pasada y presionaron el CTA que los dirigía a tu ecommerce. Pero también que, de esos, 40 lo hicieron el lunes y 25, el martes. Más aún, puedes descubrir que, del total, solo un 15% ingresó vía escritorio.

Ahora, si comparas los resultados de las 10 campañas anteriores con la recién descrita y vez que el acceso desde un PC se repite en un segmento específico, tienes un patrón de conducta que te ayudará a modelar tus futuras ofertas de Remarketing para ese grupo. Lo mismo, para la mayoría de usuarios móviles.

2. Optimiza tu inversión

En simple, sin datos no puedes saber qué funciona y qué no. Es categórico, pero también, cuando no hay conciencia sobre ello, puede ser bastante perjudicial para la empresa, en términos competitivos, de imagen y de retorno de la inversión. Por el contrario, al activar el servicio de Web Tracking desde Fidelizador, prendes todas las luces para mapear puntos de dolor, detectar historiales de comportamiento y captar una serie de antecedentes valiosos para tomar mejores decisiones.

Ello disminuye tus pérdidas de recursos, al entregarte la materia prima para destinar tus esfuerzos, en el momento preciso, dónde y con quiénes corresponda. Porque, por ejemplo, al hacer seguimiento no solo puedes identificar automáticamente un abandono del carro de compra, también podrías individualizar a los que realizan esa acción con frecuencia, incluso, segmentándolos por datos demográficos o intereses, para diseñar ofertas más específicas y atractivas.

3. Controla el impacto de las ofertas

Como lo dice su nombre, con el Remarketing se busca que el usuario vuelva a un punto determinado, se involucre con la marca y realice una conversión predefinida. Y si bien, es muy posible lograr posicionarse en su mente y hacer que convierta, también existe el riesgo de abrumarlo, sobre todo, cuando hay mucho azar en la elaboración de las campañas o no tienes un piso informativo sólido para estructurarlas.

Pero, aunque es imposible asegurar que cada oferta desarrollada será exitosa, el Web Tracking amplía el conocimiento sobre los contactos, permitiendo llegar con propuestas más efectivas a las correspondientes bandejas de entrada. Además, una buena experiencia puede generar un muy buen precedente, que servirá como cimiento para futuros envíos, ayudando a maximizar los impactos positivos.

4. Ofrece ventajas competitivas

Es obvio que no eres la única marca trabajando para vincular clientes y ello, lógicamente, suma complejidad a tus acciones de Marketing. Por eso que es necesario manejar herramientas que te permitan competir y posicionarte frente a los demás, logrando concretar los objetivos trazados. Y, por cierto, mientras más acabada sea la información que manejes, mayores serán tus posibilidades para destacar y cautivar.

Pero la alta competencia, también es una oportunidad para crecer y no caer en la zona de confort. Después de todo, no es estimulante recibir las mismas fórmulas de éxito que se multiplican indiscriminadamente. Y para contrarrestar esa situación, tenemos otra ventaja de hacer remarketing: abrir una puerta que permita arriesgarse con responsabilidad y crear ideas beneficiosas para los destinatarios, entregándoles lo que no encuentran en otras propuestas.

La fórmula para personalizar

Una campaña de Remarketing puede ser un éxito y, si no se sabe ejecutar, un rotundo fracaso. Lo complejo es que la línea entre ambas situaciones es bien delgada; el usuario puede sentirse complacido, pero también, intimidado al ver que aquel producto que acaba de revisar en tu sitio web, aparece automáticamente en un aviso al ingresar a su correo u otra plataforma online.

Por eso, es que se necesita información de valor para diseñar un plan estratégico y personalizado, que anime a los visitantes a completar la acción esperada. Y eso es lo que hace posible el Web Tracking; conocer más a fondo el comportamiento de los usuarios, a partir de las visitas en tu sitio o tus campañas de Email Marketing.

En definitiva, para reorientar a los visitantes y lograr que vuelvan a la acción que abandonaron o dejaron inconclusa, es preciso recurrir al seguimiento web. Así obtienes un poderoso paquete tecnológico que te ayudará a comunicarte con mayor asertividad y a impulsar tu embudo de ventas.

Suscríbete a nuestro newsletter

Y recibe todos los tips de nuestros expertos para tus campañas de Email Marketing.

Pruébalo gratis durante 15 días utilizando todas sus funcionalidades